Nuestra Redes Sociales

Hace no mucho tiempo, el diputado liberal, José Luis Espert, salió a cruzar al diputado Fernando Iglesias, perteneciente a “Juntos por el Cambio” luego de que este último haya declarado que Argentina necesita una revolución liberal, algo que Espert sostiene hace muchos años. José Luis manifestó mediante Twitter que Iglesias es una “estafa electoral”, y causó miles de discusiones entre los seguidores de JxC y los liberales.

Desde el sector liberal, que realizó una elección histórica tanto en CABA con Milei como en PBA con Espert, acusan a los políticos que “liberalizaron” su discurso de oportunistas, sosteniendo que ese discurso renovado (sobre todo de dirigentes de JxC, aunque lo mismo hicieron con Randazzo) es para captar votos liberales de cara a 2023, ya que observaron que su discurso anti-sistema –y otros más anti-política como el de Milei- están teniendo mucha popularidad.

Desde JxC, aseguran que aprendieron de los errores cometidos entre 2015 y 2019, y que la experiencia ayudó a realizar un mejor diagnóstico de lo que necesita el país; abrirse al mundo, apoyar al sector privado, un sistema educativo de calidad y no cortarle las alas a quienes quieren emprender.

Volviendo al caso individual de Iglesias, fue un diputado que criticó en reiteradas ocasiones al armado liberal, acusándolo de funcional al kirchnerismo y sembrando dudas sobre su financiación, aunque en ese momento, Iglesias era postulado como uno de los dirigentes más liberales dentro de la oposición (por más que sus hechos no lo corroboraran).

A día de hoy, Fernando modificó su discurso a uno –ahora sí- mucho más liberal, rarificándolo compartiendo un proyecto de ley junto con el personaje más reconocido dentro del liberalismo, Javier Milei, para bajar el IVA en un 3% y aliviar un poco el bolsillo de los argentinos.

Esto nos lleva a cuestionarnos cuál de los dos sectores está en lo correcto. ¿Es Iglesias un oportunista? ¿Habrá cambiado su discurso porque realmente cree en un futuro con el país abierto al mundo?

Aún no podremos saberlo. Pero, si lo primero que hizo Iglesias luego de “liberalizar” su discurso (junto a un gran grupo de diputados como Waldo Wolff, Gerardo Milman, Sabrina Ajmechet, etc.) es realizar un proyecto de ley para bajar el IVA con el apoyo de Javier Milei y Victoria Villarruel, ¿no debería Espert darle una oportunidad e intentar hallar puntos en común para juntos encontrar soluciones para mejorar la calidad de vida de la gente?

Por: Tomas Ingoglia

Continue Reading
Advertisement