Nuestra Redes Sociales

Otra vez un pequeño protagonista, es noticia en nuestros artículos.

Dylan vive en el pueblo de Gándara, en Chascomús, y asiste a la Escuela Nº21 de dicha ciudad.        El día anterior al que se vuelva noticia, el alumno asistió como todos los días al colegio, donde tenían una jornada especial junto a los bomberos y la dirección de defensa civil municipal de la ciudad.

En dicha jornada, el pequeño había recibido, junto a sus compañeros de clases y docentes, una jornada de capacitación sobre el RCP (Reanimación Cardiopulmonar), donde habían aprendido a cómo accionar ante situaciones de riesgo con charlas de primeros auxilios y prácticas con maniquíes dentro del colegio. Dicha jornada terminó siendo fundamental para los días posteriores.

Al día siguiente, Dylan se encontraba a la espera de su transporte escolar cuando alguien advirtió de forma preocupante que el abuelo de una de sus compañeras no se sentía bien y se había desmayado. Rápida y eficazmente, Dylan comenzó a aplicar todo había aprendido el día anterior sobre primeros auxilios.

El accionar del joven fue crucial para poder salvar al hombre, ya que le dio el tiempo suficiente para que se pueda llamar a una ambulancia, que finalmente trasladó al abuelo a un hospital de la zona para ser atendido.

En la zona, la noticia rápidamente se hizo conocida y hasta el mismo intendente expresó unas palabras al respecto: “Quiero felicitar a Dylan que, con 11 años, le tocó vestirse de héroe por un ratito y le salvó la vida a un adulto mayor”.

Con este artículo, más allá de darle un reconocimiento al protagonista de la historia, quiero lograr que se empiece a darle importancia y relevancia a las clases y actividades especiales sobre salud y educación auxiliar en las escuelas, tanto públicas como privadas, del país.

Sé bien que sí existen materias específicas sobre salud y demás, pero clases especiales de RCP no se dan todos los días en un colegio normal. Considero que la falta de estas clases es un problema al que hay que darle solución y no solo dando unas propuestas, sino incentivando directamente a todo el sistema educativo de que estas clases son cruciales para la vida del alumno, del docente y de todos nosotros, que estamos leyendo el artículo y alguna vez se nos cruzó una situación particular en la cual quizás no supimos cómo actuar.

Dándole cierre el artículo, desde mi parte, de parte de Megáforo, queremos felicitar a Dylan, a su excelente accionar, a su escuela y sobre todo a la dirección de defensa civil municipal por haber brindado esa capacitación que, sin ella, esto hubiera sido otra historia.

Retomando con mi habitual pregunta al final del artículo, hoy te pregunto: ¿Vos recibiste educación o alguna capacitación sobre el RCP en tu escuela?

Por: Maximo Torrens

Continue Reading
Advertisement